• 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 7
  • 8
  • 9
  • 10
  • 11
  • 12
  • 13

La Realización De Cristo

Finalmente con el triunfo de la Crucifixión o gran Renunciación (como se la denomina con más exactitud en Oriente), Cristo introdujo por primera vez en la Tierra un tenue hilo de la Voluntad divina proveniente del Hogar del Padre (Shamballa), que pasó a la comprensiva custodia del Reino de Dios y, por intermedio del Cristo, fue presentado a la humanidad. Mediante la complementación de ciertos grandes Hijos de Dios, los tres aspectos divinos o característicos de la divina Trinidad -voluntad, amor e inteligencia, se convierten en parte de los pensamientos y aspiraciones humanos. Los cristianos son propensos a olvidar que el Cristo no pasó sobre la cruz la agonía de las últimas horas, sino en el Huerto de Getsemaní. Entonces en agonía y casi sin esperanzas, Su voluntad se sumergió en la voluntad del Padre, exclamando: "Padre, hágase Tu voluntad, no la mía" (Lc. 22,42).

 

Algo nuevo, planeado desde las mismas profundidades del tiempo, ocurrió entonces en aquel tranquilo huerto; Cristo, representando al género humano, estableció en la Tierra la voluntad del Padre e hizo posible que la humanidad inteligente la cumpliera. Hasta entonces esa Voluntad sólo era conocida en el Hogar del Padre; la Jerarquía Espiritual la reconoció y adaptó a las necesidades del mundo, actuando bajo la guía del Cristo, y así tomó forma como Plan divino. Hoy, debido a lo que realizó Cristo en Su momento de crisis siglos atrás, la humanidad puede agregar sus esfuerzos para llevar a cabo ese Plan. La voluntad al bien del Hogar del Padre puede convertirse en buena voluntad en el

Desarrollo Mediante La Meditación de la Iniciación

El centro cardíaco se abre antes que el coronario. El amor debe desarrollarse antes de emplear sin peligro el poder. Por lo tanto, la luz del amor debe actuar antes de utilizar conscientemente la luz de la vida. Cuando el loto del centro cardíaco se abre y revela el amor de Dios, tiene lugar, por la meditación, un desarrollo sincrónico en la cabeza. Se despierta el loto de doce pétalos en la cabeza (analogía superior del centro cardíaco, intermediario entre el loto egoico de doce pétalos, en su propio plano, y el centro coronario). La glándula pineal pasa gradualmente de un estado de atrofia a uno de plena actividad, y el centro de la conciencia es transferido de la naturaleza emocional a la conciencia de la mente iluminada. Esto señala la transición efectuada en el místico para entrar en el sendero del ocultista, conservando, como ocurre siempre, su conocimiento y percepción mística, pero agregando a ello el conocimiento intelectual y el poder consciente del ocultista y del yogui entrenado.

 

Desde el punto de poder, situado en la cabeza, el yogui dirige todos sus asuntos y esfuerzos, proyectando sobre los acontecimientos, circunstancias y problemas, la "despierta luz interna", siendo guiado por el amor, la percepción interna y la sabiduría que posee, debido a que ha transmutado su naturaleza amorosa, despertado su centro cardíaco y transferido al corazón los fuegos del plexo solar. 

La Liberación De La Ilusión

El camino del iniciado no es complicado, cuando ha captado el hecho de que debe liberarse del mundo de lo visible y de la ilusión y permanecer libre en el mundo de la luz, donde todo queda claramente revelado. Luego puede recibir las lecciones y el entrenamiento que le permitirán manejar energías y -habiéndose liberado del control ejercido por las fuerzas comenzar a dirigirlas de acuerdo con el gran Plan. (Rayos V, pág. 149, ed. inglesa)

 

Debe observarse también que el iniciado proyecta las energías al mundo de maya, las dirige desde varios centros existentes en su cuerpo y desde el punto central de energía correspondiente a cada centro empleado. El iniciado actúa desde la "joya central en el loto", y estos siete centros focales, las denominadas siete joyas, son la analogía de la joya en el loto egoico. Por consiguiente, ésto significa que el trabajo exitoso "dentro de los velos de maya" involucra siempre el empleo del aspecto voluntad y el consciente uso de esa porción de fuerza shambálica que el iniciado es capaz de apropiarse y usar, porque ya ha comenzado a actuar como agente de enfoque para la Tríada espiritual, y no actúa como alma o como personalidad controlada por el alma. Esto es algo importante para recordar... 

Las Catorce Reglas Para Discipulos E Iniciados

(Las catorce reglas para la Iniciación Grupal son) Reglas o Fórmulas de Acercamiento, conciernen principalmente al aspecto vida o shambálico... la expresión del aspecto voluntad… conciernen al desenvolvimiento de la conciencia grupal, porque únicamente en forma grupal se puede extraer por ahora, fuerza volitiva de Shamballa... sólo el grupo, guiado por el nuevo sistema de actuación y de iniciación grupales propuestos, es capaz de invocar a Shamballa. (Rayos V, pág. 35, ed. inglesa).

 

Regla Uno.

Que el grupo permanezca dentro del fuego de la mente, enfocado en la clara luz de la cabeza. La tierra ardiente ha realizado su trabajo. La clara y fría luz resplandece y, siendo fría, sin embargo el calor -evocado por el amor grupal- permite una cálida exteriorización energética. Detrás del grupo queda el Portal. Ante él se abre el Camino. Que el grupo de hermanos siga adelante unido. Que salga del fuego, penetre en el frío y vaya hacia una nueva tensión. 

La Ley De Causa Y Efecto

La iniciación es una secuencia progresiva de impactos de energía dirigidos, caracterizados por puntos de crisis y de tensión y regidos -en un sentido hasta ahora incomprendido- por la Ley de Causa y Efecto. A1 iniciado progresista le parece que esta Ley de Causa y Efecto (desde el ángulo espiritual) es un proceso contrario del que hasta ahora ha regido su vida. En vez de ser impelido hacia adelante, en el sendero de evolución, por energías espirituales que desde esferas superiores invocan y evocan su respuesta, más una expansión de conciencia en desarrollo, cada iniciación sucesivamente recibida, comprendida y expresada en el plano físico, se transforma en causa e influencia que impulsa al iniciado hacia adelante en el sendero de la iniciación. En un caso, la causa del progreso reside en el descenso de las energías que producen efecto en lo que es así estimulado; en otro, la causa radica en la personalidad fusionada con el alma, constituyendo un movimiento ascendente de la actividad iniciática autodirigida, en la medida que su alma puede expresar la energía del amor y la energía de la voluntad, que en sí es el resultado de todas las fusiones que pudo enfocar y utilizar conscientemente en un momento dado: Estos puntos resultarán difíciles de captar, pero son de suma importancia. (Rayos V, págs. 565-566, ed. inglesa)

La Ceremonia De La Iniciacion

La iniciación involucra ceremonia. Este aspecto es el que más se ha hecho resaltar en las mentes de los hombres, excluyéndose algo de su verdadera significación. Primordialmente involucra la capacidad de ver, oír y comprender, de sintetizar y correlacionar el conocimiento. No involucra necesariamente el desarrollo de las facultades psíquicas, pero entraña la comprensión interna, que ve el valor subyacente en la forma y reconoce el propósito de las circunstancias prevalecientes. Es la capacidad de presentir la lección que se ha de aprender en cualquier acontecimiento o evento dado y esta comprensión y reconocimiento da por resultado, cada hora, cada semana y cada año, un progreso y expansión. Este proceso de gradual expansión -resultado del esfuerzo definido y de una ardua vida y correcto pensar del aspirante y no de algún instructor esotérico que celebra un rito oculto- conduce a lo que podría llamarse una crisis.

 

En esta crisis, donde es necesaria la ayuda de un Maestro, se efectúa un definido acto de iniciación que (actuando sobre un centro particular) produce resultados en algunos de los cuerpos, incita a los átomos a alcanzar cierta vibración y permite obtener un nuevo ritmo. 

El Empleo De Símbolos en la Iniciación

El cuarto creciente de la Luna representa el portal de la evolución; la Luna creciente y menguante representan el proceso evolutivo -a medida que afecta la vida material y sustancial del hombre- símbolo del crecimiento y muerte del deseo. La Luz es el símbolo del mundo de significados -luz que ilumina los caminos de los hombres, interpreta acontecimientos y otorga revelación. La Cruz giratoria es el símbolo del mundo de la mediación; el símbolo del mundo del propósito es doble: la estrella de cinco puntas y el radiante Sol central: Recuerden que al hablar y pensar en símbolos, se antepone algo entre nosotros y la realidad -un algo protector, interpretativo y significativo que, sin embargo, vela y oculta. Después de la quinta iniciación se rasgan todos los velos y nada se interpone entre el iniciado y el Ser Esencial. (Rayos V, págs. 177-178, ed. inglesa)

El Séptimo Rayo Y La Primera Iniciación

Las fuerzas de este rayo actúan sobre el séptimo plano o físico -plano donde se efectúan las principales cambios en todas las formas y en el que el discípulo debe permanecer firme cuando recibe la iniciación.

 

Este séptimo rayo... precipita el Karma que, en este caso, conduce a... La iniciación del Logos planetario y -con Él- todos los que están de parte de las Fuerzas de la Luz...

 

1. La iniciación de la conciencia de las masas humanas, en la era acuariana, sometiéndolas a las nuevas influencias y poderes, y permitiéndoles responder en tal forma, que de otra manera no sería posible.

 

2. La iniciación de los aspirantes del mundo, en el sendero del discipulado aceptado.

 

3. La recepción de ciertas iniciaciones mayores en el caso de esos discípulos mundiales que son suficientemente fuertes y están preparados para recibirlas. (Rayos III, pág. 540, ed. inglesa) 

El Sendero Para La Humanidad

Aunque la iniciación se recibe en Capricornio, el hombre es un iniciado antes de ser iniciado. Este es el verdadero secreto de la iniciación. (Rayos III, pág. 229, ed. inglesa)

 

Cada iniciación oscurece la luz ya adquirida y empleada, y sumerge entonces al iniciado en una luz más elevada. Cada iniciación capacita al discípulo para percibir una zona de la conciencia divina hasta entonces desconocida, pero cuando el discípulo se ha familiarizado con ella y sus fenómenos, su cualidad vibratoria e interrelaciones excepcionales, se convierten para él en un campo normal de experiencia y actividad. De esta manera (si puede expresarlo así) "los mundos de las formas vivientes y de las vidas amorfas le pertenecen". Nuevamente la dualidad penetra en su percepción mental porque ya es consciente de la zona iluminada, por la que llega a un punto de tensión o de iniciación; mediante el proceso iniciático descubre una zona nueva y más brillantemente iluminada en la que puede penetrar ahora. Esto no significa que debe abandonar el campo de actividad inferior en el que ha trabajado y vivido, sino que simplemente enfrenta nuevos campos de responsabilidad y oportunidad, pues -por su propio esfuerzo- puede ver más luz, caminar en una luz mayor y aplicar sus facultades más adecuadamente que hasta ahora, dentro de la zona, grandemente ampliada, de las posibilidades. (Rayos V, pág. 539-540, ed. inglesa) 

Cualidades A Desarrollar En La Iniciación

Antes de que el hombre individual pueda recibir la iniciación, debe ser plenamente autoconsciente, estar místicamente orientado y esotéricamente desarrollado. Ha de ser consciente de sí mismo tal como esencialmente es -un alma revestida de una forma que a su vez se desarrolla y desenvuelve por medio de la actividad de esa alma, y también un místico desarrollado, capaz de tener una visión pura, motivada por designios espirituales, y de percibir la aplicación de la sensibilidad inherente; además debe ser un ocultista entrenado, mentalmente polarizado y profundamente consciente de las realidades, las fuerzas y las energías de la existencia y estar libre por lo tanto de los espejismos e ilusiones comunes, que coloran las reacciones y la vida del hombre medio. Entonces está gobernado por el Sol físico, motivado por las energías que fluyen del "corazón del Sol" (vía Neptuno) y unificado por medio de las fuerzas que le llegan (vía Urano). (Rayos III, págs. 307-308, ed. inglesa)

 

Únicamente el hombre, cuyo sentido de identificación comienza a expandirse y a ser influyente, puede "recibir la iniciación" (como se dice erróneamente). Si la iniciación fuera una realización puramente personal, arrojaría al hombre nuevamente a la conciencia separatista, que está tratando de evadir. Ello no constituirá un progreso espiritual. Cada paso en el sendero de iniciación acrecienta el reconocimiento grupal. La iniciación es esencialmente una serie de reconocimientos incluyentes en expansión. 

El Cristo Y El Iniciador Uno

La revelación es la progresiva penetración: primero en la Mente, luego en el Corazón y, finalmente, en el Propósito de Aquel en Quien vivimos, nos movemos y tenemos nuestro ser.

 

En las primeras dos iniciaciones el alma es el agente de la revelación, razón por la cual se dice que la primera iniciación es, en verdad, la expresión de la propia divinidad interna del hombre.

 

Por eso se las considera a las dos primeras iniciaciones como las "iniciaciones en el umbral". Aquí debe tenerse en cuenta el trabajo que realiza el Cristo o Quien sea el Guía cíclico de la Jerarquía, en colaboración con el alma del iniciado en el plano del alma, el mental; el Hijo de la Mente es liberado y entonces son posibles las iniciaciones superiores. Después de ello, puede enfrentar o afrontar paso a paso al Iniciador Uno y se le revela al alma mundial, la conciencia planetaria -de la cual el Alma o conciencia individual es parte integrante... Todo el tema de la revelación se refiere a la revelación de la luz e implica muchas y variadas interpretaciones de la palabra "luz", concierne al descubrimiento de las zonas iluminadas del ser, que de otra manera permanecen desconocidas y, por lo tanto, ocultas. Creamos luz; empleamos luz; descubrimos luces mayores que sirven para revelarnos al Dios Desconocido. Es la luz guiadora en nosotros que oportunamente revela esas luces más brillantes que introducen el proceso de la revelación. (El Discipulado en la Nueva Era II, págs. 435-436, ed. inglesa) 

Las Tres Primeras Iniciaciones

La coordinación que debe establecerse entre el alma, la personalidad purificada y la Jerarquía. Es la meta de los Iniciados del mundo en la actualidad, y la de todos los que se preparan para la primera, segunda y tercera iniciaciones. Esta culminación se alcanza finalmente en la Iniciación denominada Transfiguración.

 

La coordinación entre el alma, la personalidad y el espíritu. Tiene lugar mediante la Jerarquía de Almas... Este proceso se lleva a cabo después de la tercera iniciación. (Rayos V, pág. 267, ed. inglesa)

 

PRIMERA INICIACION: EL NACIMIENTO

 

El alma inmortal en el hombre, lo prepara para la primera iniciación, porque esta alma se manifiesta en la tierra como "el Cristo-Niño" que aparece en el hombre. Este es el nuevo nacimiento... Siempre ha estado presente el germen del Cristo viviente, aunque oculto en cada ser humano. Pero a su debido tiempo y período, el alma infante hace su aparición, siendo posible la primera de las cinco iniciaciones. La tarea prosigue y la vida crística se desarrolla y desenvuelve en el hombre hasta que tienen lugar las iniciaciones segunda y tercera. (De Belén al Calvario, pág. 42, ed. inglesa) 

El Rol De La Mente Y De La Intuición en la Iniciación

Frecuentemente se pasa por alto algo que mencioné anteriormente y es el acercamiento mental o la iniciación. Se ha puesto tanto énfasis sobre la cualidad amorosa de la Jerarquía, y lo que es la expresión del segundo aspecto divino, que reiteradamente se olvida la mentalidad jerárquica (si puedo emplear una frase así); sin embargo hay una ley - estrechamente relacionada con la iniciación- que dice: "El iniciado lleva a cabo su trabajo dentro del circulo infranqueable de la Mente Universal". Quisiera que dedicaran a estas palabras una detenida y madura consideración.

 

El Logos planetario actúa en lo que concierne a su manifestación, la Tierra, desde niveles mentales cósmicos; lo único que manifiesta por medio de Su Palabra Creadora es Su pensamiento enfocado e intención mental fija. A fin de crear un mundo material, dirige Su pensamiento desde lo que podrían considerarse niveles concretos del plano mental cósmico, y todo el proceso es de precipitación, consolidación e irradiación. (El Discipulado en la Nueva Era, págs. 384-385, ed. inglesa)

 

Cuando el individuo, por medio de la ciencia de la Yoga (ciencia que se ocupa de "suprimir las actividades del principio pensante", o el control de la mente) ejerce pleno poder sobre la mente y la sustancia mental o materia pensante, queda liberado del control de esas formas que mantienen a la mayoría de los hombres cautivos en los tres mundos...

 

La Redencion Planetaria

 "Los Señores solares controlarán oportunamente, por intermedio de manas (la mente), a los señores lunares de la sustancia elemental, no sólo la de ellos, sino también la de aquellos que buscan ayuda. De esta manera, la redención llegará a todos por intermedio del hombre y la gloria del Señor de la Vida será vista. " (El Discipulado en la Nueva Era II, pág. 224, ed. inglesa)

 

El tema de la redención (que subyace en todos los procesos iniciáticos) está oculto en las responsabilidades kármicas de Sanat Kumara; una etapa tras otra y una iniciación tras otra, el discípulo llega a comprender el significado de la redención. Ante todo aprende a redimir su triple personalidad; luego el concepto se amplía en líneas paralelas, a medida que trata de redimir a sus semejantes; posteriormente comparte el trabajo redentor vinculado a todo verdadero esfuerzo jerárquico y se convierte en "parte activa de un Ashrama redentor". En iniciaciones posteriores, y después de la quinta Iniciación de la Revelación, percibe con una nueva claridad algunas de las deudas kármicas que indujeron al Logos Planetario a crear este planeta de sufrimiento, angustia, dolor y lucha; entonces comprende (con alegría) que este pequeño planeta tiene esencialmente un propósito y técnicas excepcionales y que sobre y dentro de él (si pudiera penetrar debajo de la superficie) se está llevando a cabo un gran experimento redentor; sus principales factores complementadores y agentes científicos son los "hijos

El Aspecto Vida Y La Voluntad Espiritual en la Iniciación

Más allá del plano mental, el impulso iniciático o énfasis, se aplica sobre el aspecto vida, sobre la energía dinámica y la causa de la manifestación, y dicho incentivo para el progreso no se basa en revelación, que siempre es incidental a la luz o está relacionada con su significado. 

Luz y revelación son causa y efecto. La futura revelación que todos los hombres esperan vendrá cuando los reajustes mundiales hayan alcanzado un punto determinado, y su objetivo será inculcar en la conciencia humana el significado y propósito de la vida; tendrá lugar mediante una serie de acontecimientos espirituales que se desarrollarán paulatinamente. No puedo ni debo aclarar más estas verdades, aunque estuvieran disponibles las palabras apropiadas para expresar lo que ni tenuemente pueden presentir aún los discípulos que han pasado la primera y segunda iniciaciones. (Rayos V, págs. 74-75, ed. inglesa) 

El Sendero De La Iniciación

Cada una de las siete iniciaciones principales... es una ejemplificación o revelación de una de las cualidades o tendencias de los siete rayos, que está siempre regida y condicionada por cierto rayo, siendo esto uno de los factores que los discípulos deben aprender y comprender mientras se preparan para una iniciación, porque involucra un éxito en el manejo y la manipulación de ciertos tipos de energía divina. (Rayos V, pág. 338, ed. inglesa)

 

1ª. Iniciación. Nacimiento

 

Centro Sacro 7° rayo Plano físico

Comienzos Relación Magia Sexual 

Iniciación Grupal, posibilidades inmediatas

Les recordaré que una de las novedades que se verán en la era futura de experiencia espiritual será el comienzo de algo totalmente nuevo: la Iniciación Grupal. Hasta ahora, uno por uno, los entes de la familia humana se han abierto camino a través del Portal de la Iniciación. (Rayos V, pág. 111, ed. inglesa)

 

En la era que tenemos por delante, después de la reaparición de Cristo, cientos de miles de personas experimentarán algunas de las grandes expansiones de conciencia, pero se reflejará en las masas como renunciación (aunque ésto no significa de ningún modo que las masas recibirán la cuarta iniciación), ellas renunciarán a las normas materialistas que hoy dominan en todos los estratos de la familia humana. Una de las lecciones que hoy debe aprender la humanidad (preludio de la nueva era) es saber que muy pocas cosas materiales son realmente necesarias para la vida y felicidad. La lección no ha sido todavía aprendida. Sin embargo, constituye esencialmente uno de los valores que surgirá de este período de espantosas privaciones por las que están pasando diariamente los hombres. (La Reaparición de Cristo, pág. 127, ed. inglesa) 

Iniciación, Notas Clave

El Reino de Dios es un estado del alma, venido del Espíritu y reflejado en el cuerpo. (Gran-Duque Alejandro de Rusia. La Religión del Amor)

 

Conviene recordar que cada gran desenvolvimiento de la conciencia es una iniciación, y cada paso adelante en el camino de la percepción es también una iniciación. Cuando al átomo de sustancia entró a constituir parte de una forma, fue una iniciación para el átomo, conoció otro tipo de fuerza y se extendió su campo de contacto. Cuando la conciencia de los reinos vegetal y animal se fusionó y pasó del reino inferior al superior, constituyó una iniciación; cuando la conciencia del animal se expandió hacia la conciencia del hombre, tuvo lugar una iniciación aún mayor. Se entra en los cuatro reinos a través de una iniciación o expansión de conciencia. La familia humana tiene ante sí un quinto reino o espiritual, en el cual se ingresa mediante cierta iniciación... Si recordamos la universalidad de la iniciación, obtendremos un proporcionado punto de vista. Cada vez que somos más conscientes de nuestro medio ambiente y aumenta nuestro contenido mental, es una iniciación en pequeña escala. Cada vez que nuestro horizonte se dilata y pensamos y vemos con más amplitud, es una iniciación. En esto reside el valor de la vida y la magnitud de nuestra oportunidad. Aquí deseo señalar que toda iniciación debe ser auto-iniciada. (La Conciencia del Átomo, pág. 114-116, ed. inglesa) 

Auto Disciplina

La conciencia y la comprensión de un propósito mayor que está detrás de la intención más exotérica del desenvolvimiento de la conciencia en este sistema solar, en el planeta y en el hombre.

 

Cuando el hombre desarrolla esta comprensión se convierte en un iniciado, abandona su posición en la Cruz fija y empieza el relativamente lento proceso de ascender a la Cruz Cardinal. Luego se convierte en un colaborador del gran proceso y propósito creador. Empieza a crear su propio cuerpo de expresión en la Cruz Cardinal y a sentir el impulso de Aries... Manifiesta conscientemente en el mundo lo que trata de llevar a cabo, revelándole Cáncer los secretos de dicho mundo. Se convierte en su propio legislador, rigiendo su conducta inteligentemente, controlando sus impulsos intelectualmente y después Libra lo capacita para equilibrar las leyes materiales y espirituales. Cuando ha realizado esto, descubre que está preparado para iniciar nuevos y más profundos experimentos… y, como participante en el Plan divino y colaborador en el propósito divino, llega entonces a ser su propio iniciador, y así está preparado para recibir la iniciación. (Rayos III, págs. 240-241, ed. inglesa)

Pensamientos De Introducción, 5 Grandes Iniciaciones

La gran individualidad, Cristo, siguió el proceso de las cinco grandes Iniciaciones...

 

1. El Nacimiento en Belén.

2. El Bautismo en el Jordán.

3. La Transfiguración en el Monte Carmelo.

4. La Crucifixión en el Gólgota.

5. La Resurrección y la Ascensión.

(De Belén al Calvario, pág. 9, ed. inglesa)

 

El proceso de las cinco grandes Iniciaciones, nos mostró las etapas y métodos por los cuales puede llegarse a la identificación con Dios. (De Belén al Calvario, pág. 17, ed. inglesa) 

Definiciones De La Iniciación

Iniciación -Ceremonia en la cual era permitido el conocimiento de algunos misterios en las religiones antiguas, y que acompaña hoy el permiso en diferentes sociedades secretas. Acción de dar a alguien el conocimiento de ciertas cosas que él ignoraba. (Diccionario Larousse)

 

En último análisis, la iniciación es la comprensión y el reconocimiento, por la conciencia cerebral, de las distintas esferas y estados de divina percepción, con la consiguiente demostración de esta realidad, eterna realidad, en la vida. (Rayos V, pág. 259, ed. inglesa)

 

La iniciación es el proceso por el cual se desarrolla la inclusividad. (Rayos III, pág. 503, ed. inglesa)

 

La iniciación es (en su definición más simple) la comprensión del Camino, pues la comprensión es una energía reveladora que permite la realización. La iniciación es un progreso en la experiencia y, por su intermedio, el logro de un punto de tensión. Manteniendo ese punto de tensión el iniciado ve lo que está por delante. La iniciación permite entrar progresivamente en la mente del Logos creador. Esta última definición es quizás una de las más importantes que he dado hasta ahora. Reflexionen sobre mis palabras. (Rayos V, pág. 557, ed. inglesa) 

Invocación E Iniciación, Regla III y 4 Condiciones para Iniciados

NOTA - CLAVE: Regla III para Iniciados

 

Regla Tres. Dual es el movimiento hacia adelante. El portal queda atrás. Esto es un acontecimiento pretérito. Que surja el grito invocador desde el profundo centro de la clara y fría luz del grupo. Que evoque respuesta del lejano y brillante centro. Cuando la demanda y la respuesta se pierden en un gran Sonido, que salga del desierto, abandone los mares y sepa que Dios es Fuego. (Rayos V, págs. 67-68, ed. inglesa) 

 

CUATRO CONDICIONES

 

Uno de los factores que militan en contra del desarrollo telepático personal, consiste en que la fuerte, potente y moderna ascendencia del espíritu en el hombre, contrarresta, con frecuencia, las reacciones de la personalidad, y la telepatía es algo personal que depende del contacto de una mente con otra. En cuanto el hombre trata de ser telepático, es arrastrado inmediatamente a un vórtice de energías abstractas, que más bien lo condicionan para recibir impresiones espirituales que lo capacitan para establecer telepáticamente relaciones personales.

Pruebas Y Crisis En La Iniciación

La transferencia de polarización del emocional al mental, de éste al causal y, más tarde, al triple Espíritu, necesariamente implica un período de gran dificultad, de violento conflicto, tanto interno como con el medio ambiente, de sufrimiento intenso y de aparente oscuridad y desintegración; todo ésto caracteriza la vida del aspirante o del discípulo. ¿Cuál es la causa y por qué es así? Las siguientes razones ponen de manifiesto por qué el sendero es tan difícil de hollar y el proceso de ascender, la escala se hace (a medida que se alcanzan los escalones más altos) más complicado y difícil. Se debe:

 l. Disciplinar a cada cuerpo por separado, a fin de ser purificados.

 2. Reajustar y alinear.

 3. Repolarizar.

 4. Reconstruir prácticamente.

 5. Minar cada subplano, del cuarto en adelante, pues en el cuarto se inicia la vida del aspirante.

 6. Despertar gradual, cuidadosa y científicamente cada centro; intensificar la rotación y electrificar la radiación (si se me permite utilizar este término y aplicarlo a los centros),

La Construcción Del Antakarana

La fuerza empleada debe afluir a través del antakarana y, de acuerdo a la índole del trabajo a realizar, así será el particular hilo o hebra del arco iris que el iniciado empleará. (Rayos V, pág. 183, ed. inglesa)

 Durante la quinta etapa (el período del Sendero de Iniciación) la polarización cambia completamente de la Personalidad al Ego, de manera que al término de dicho período es total la liberación del hombre, y hasta al cuerpo causal se le considera una limitación, completándose la emancipación. La polarización entonces es elevada a la Tríada; la transferencia comenzó ya en la tercera Iniciación. El átomo físico permanente desaparece y la polarización se convierte en mental superior; el átomo emocional permanente desaparece y la polarización se hace intuitiva; la unidad mental también desaparece y la polarización llega a ser espiritual. El hombre se convierte en Maestro de Sabiduría, teniendo la edad simbólica de los cuarenta y dos años, el punto de perfecta madurez en el sistema solar.

(Cartas sobre Meditación Ocultista, págs. 28-29, ed. inglesa)

 También muchos se hallan en proceso de vincular los tres aspectos inferiores, denominados la personalidad con el alma, a través de la meditación, la disciplina, el servicio y la atención dirigida. Cuando ésto se ha logrado, se establece una relación definida entre los pétalos de la voluntad o sacrificio, del loto egoico, y los centros del corazón y de la

El Proceso De Iniciación

Estas tres palabras -individualización, iniciación e identificación- abarcan todo el proceso de la carrera del hombre desde el momento en que entra en el reino humano hasta que sale de ese reino en la tercera iniciación y actúa libremente en el quinto, el reino de Dios. (Rayos II, pág. 27, ed. inglesa)

 

Por el proceso de la individualización, el alma llega a una verdadera autoconciencia y percepción en los tres mundos de la experiencia; el actor en el drama de la vida domina su parte. Por el proceso de la Iniciación, el alma llega a ser consciente de la naturaleza esencial de la divinidad. La participación plenamente consciente con el grupo, y la absorción de lo personal e individual en el Todo, caracterizan esta etapa en el sendero de evolución. Por último llega ese misterioso proceso en que el alma es absorbida de tal manera en la Realidad y la Síntesis supremas, mediante la Identificación, que hasta la misma conciencia del grupo se desvanece (excepto cuando se recupera premeditadamente al servir). Entonces no se conoce nada más que la Deidad -no existen separaciones entre las partes ni síntesis menores y tampoco divisiones o diferenciaciones. (Rayos II, pág. 19, ed. inglesa) 

Entrenamiento Y Preparación para la Iniciación

La Jerarquía prepara a los hombres para la iniciación:


a. Recibiéndolos en los Ashramas de los Maestros.

 

b. Ofreciendo a Sus discípulos la oportunidad de servir en relación con el Plan emergente.

 

c. Inaugurando, por medio de los discípulos de la época, esas nuevas presentaciones del entrenamiento necesario para la iniciación. Cada ciclo mayor recibe nuevas formas de la misma enseñanza antigua, aunque básica. Este ciclo actual es uno de ellos y gran parte de mi trabajo tiene conexión con esto. (La Exteriorización de la Jerarquía, pág. 520, ed. inglesa) 

Iniciación Y Las Energías De Los Rayos

Cada iniciación otorga mayor control sobre los rayos, si ésto puede expresarse así, aunque no da la idea exacta. Las palabras a menudo confunden. En la quinta iniciación, cuando el adepto es un Maestro en los tres mundos, controla más o menos (de acuerdo a su línea de desarrollo) los cinco rayos que se manifiestan especialmente en el momento en que recibe la iniciación. En la sexta, si pasa al grado superior, adquiere poder en otro rayo y, en la séptima, ejerce poder en todos los rayos. La sexta iniciación señala el punto de realización del Cristo y pone al rayo sintético del sistema bajo Su control. Debemos tener presente que la iniciación da al iniciado poder en los rayos y no poder sobre los rayos, una diferencia bien marcada. Cada iniciado lógicamente posee uno de los tres rayos mayores como rayo primario o espiritual, y en el rayo de su mónada es donde, a la larga, adquiere poder. El rayo de amor o rayo sintético del sistema, es el último que se adquiere. (Iniciación Humana y Solar, pág. 17, ed. inglesa) 

Integración Y Fusión en la Iniciación

La iniciación es un proceso por el cual son posibles las sucesivas integraciones - acompañadas por consiguientes expansiones de conciencia. Estas son tres, pero en un significado más amplio son siete, aunque implica muchos puntos de integración menores:

 

1. Fusión de las energías, de la personalidad fusionada con el alma, con las triples energías de la Tríada espiritual.

 

2. Fusión con la mónada -de la cual la Tríada espiritual es una expresión.

 

3. Fusión con la conciencia mundial del Logos planetario, a tal grado, que convierte la vida planetaria (con todos sus estados de conciencia y fenómenos) en una forma confirmadora y limitadora para el iniciado. (Rayos V, págs. 563-564, ed. inglesa)

 

Sugiero que así como la auto-conciencia es la meta para todas las formas subhumanas de vida, y la conciencia grupal o la del Hombre celestial es la meta del ser humano, así también existirá para Él una meta, y la realización puede ser el desarrollo de la conciencia de Dios... 

Servicio Al Plan, posibilidad inmediata

En la primera iniciación, o el nacimiento del Cristo, generalmente se vivifica el centro cardíaco, a fin de obtener un control más eficaz del vehículo astral y prestar un mayor servicio a la humanidad. (Iniciación Humana y Solar, pág. 84, ed. inglesa)

 

Desde el momento en que un discípulo entra en el sendero de la iniciación... Penetra en nuevas zonas de conocimiento divino y profundamente en la Mente de Dios, o aprende a vivir y actuar desde la etapa alcanzada, denominada de polarización, o ayuda, hasta donde es capaz, a precipitar las energías que posibilitarán la manifestación del reino de Dios en el plano físico.

 

Cada iniciado constituye un punto polarizado de energía precipitada; cada iniciado trabaja desde un conocido punto de polarización, y su principal tarea es precipitar la energía a fin de energetizar, estimular y crear lo que se necesita en cualquier campo inmediato de la actividad divina. La obediencia oculta es, en realidad, la capacidad de trabajar con estas energías en relación con el Plan, aunque sólo una ínfima parte de ese Plan es conocido por el iniciado. Así llega a formar parte de un gran grupo distribuidor de energía. (El Discipulado en la Nueva Era II, pág. 432, ed. inglesa)

 

La Significación de las Iniciaciones

Comenzamos ahora la consideración de las nueve iniciaciones sólo que esta vez nos ocuparemos de la relación y los detalles vinculados con cada una, considerándolas, en lo posible, desde el ángulo de la Jerarquía y su esfuerzo en bien del progreso evolutivo de la raza, y no tanto del de la personalidad del discípulo fusionada con el alma. Debe recordarse desde el principio, que ningún discípulo puede pasar por la experiencia iniciática si no es un individuo fusionado con el alma y conscientemente consciente, en los niveles del alma, de los diferentes acontecimientos, posibilidades, empresas e implicaciones.

Reproductor Música

Casino Bonus at bet365 uk