• 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 7
  • 8
  • 9
  • 10
  • 11
  • 12
  • 13

Meditación: Liberando El Poder Del Alma

1. Eleve la consciencia desde la personalidad integrada hasta el alma, manteniendo la consciencia en el centro ajna. Visualice el hilo dorado, formado por dos filamentos de luz entrelazados, enlazando el corazón y la cabeza con el alma.

 

2. Comprenda que:

 

a. Ahora se encuentra cara a cara con el alma, ante el Ángel de la Presencia, que es usted mismo.

 

b. Usted, el ser personal, y el Ángel, el Ser divino, son una sola Realidad esencial, que se manifiesta a través de tres aspectos. Usted es un reflejo de la Trinidad de la Deidad.

 

c. En realidad no hay separación o dualidad, sino simplemente un Dios en manifestación, cuya naturaleza es Luz.

 

3. Reflexione sobre estas palabras durante algunos minutos:

 

"Habiendo penetrado este mundo del pequeño yo manifestado con una fracción de Mí mismo Yo permanezco: más grande, más amplio y abarcando toda mi vida diaria" 

 

4. Después, reflexione durante cinco minutos sobre este pensamiento:

 

Yo, el Yo que se manifiesta, revitaliza, redime y reabsorbe esta fracción que mora en

el cuerpo, por el poder mágico de mi naturaleza

 

5. Conscientemente, lleve la vida, el amor y la luz del Ángel de la Presencia de vuelta a la

personalidad, sabiendo que es el poder interno del alma, iluminando la mente,

volviendo positiva y silenciosa la naturaleza emocional, estimulando el cuerpo físico.

 

Haga esto lenta y definidamente, empleando la voluntad, pronunciando la siguiente

invocación:

 

Que la energía del Yo divino nos inspire

Y que la luz del Alma nos guíe

Que nos conduzca de la oscuridad a la luz

De lo irreal a lo real

Y de la muerte a la inmortalidad

 

6. Transmita la luz y amor del alma, en fortaleza y bendición, trabajando

conscientemente como el alma y como representante y canal de la Jerarquía espiritual,

empleando las palabras de la Gran Invocación. Circule la energía a través de las cinco

entradas planetarias: Nueva York, Ginebra, Londres, Darjeeling y Tokio. Visualice la

irradiación de la consciencia de toda la raza humana.

 

La Gran Invocación

Desde el punto de Luz en la mente de Dios

Que afluya Luz a las mentes de los hombres

Que la Luz descienda a la Tierra

Desde el punto de Amor en el corazón de Dios

Que afluya Amor a los corazones de los hombres

Que Cristo retorne a la Tierra

Desde el centro donde la Voluntad de Dios es conocida

Que el Propósito guíe a las pequeñas voluntades de los hombres

El Propósito que los Maestros conocen y sirven

Desde el centro que llamamos la raza de los hombres

Que se realice el Plan de Amor y de Luz

Y selle la puerta donde se halla el mal

Que la Luz, el Amor y el Poder restablezcan el Plan en la Tierra

OM OM OM

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

Reproductor Música

Casino Bonus at bet365 uk